jueves, 11 de julio de 2019

BRUXISMO


Algunas preguntas sobre bruxismo
1. ¿ Qué es el bruxismo?
. Consiste en apretamiento de  los dientes y/o  rechinamiento  dentario de forma involuntaria, cuando dormimos, o cuando se realiza alguna actividad que requiera concentración mental o esfuerzo físico.
2. Tipos de Bruxismo
El bruxismo puede ser de dos tipos principalmente. Céntrico que consiste en apretamiento dentario, o excéntrico, ello implica  apretamiento  y  rechinamiento de los dientes.
3. ¿Cuáles son los efectos del bruxismo sobre los  dientes y el resto de la boca?
El bruxismo provoca un desgaste en la superficie masticatoria de los dientes, haciendo que cada vez se vean más pequeños.
Además también provoca que aparezcan desgastes u erosiones  en el cuello de la pieza dentaria ,
 que está cerca de la zona de la encía, exponiendo la dentina ,provocando esto sensibilidad  o dolor dentario a nivel de los cuellos del diente.
También puede ocasionar daños en la musculatura de la cara e incluso en la articulación de la mandíbula o ATM (articulación temporo mandibular) por sobre carga de los mismos.

4. ¿Por qué se produce?
Las causas que producen el bruxismo no son precisas, se asocia su aparición con el estrés y la ansiedad. Se intensifica  en períodos en que aumenta el estrés.
5. El bruxismo, ¿tiene edad?
 El bruxismo puede aparecer tanto en niños como en adultos, no tiene edad.
6. ¿Tiene cura el bruxismo?
El bruxismo en ocasiones desaparece por sí solo. Los tratamientos que hay para el bruxismo son paliativos, es decir, para evitar al máximo sus efectos.
7. ¿Qué tratamientos hay para el bruxismo?

Se indica para tratar el bruxismo utilizar placas de alivio o relajación cuyo objetivo es  inducir un estímulo para relajar la musculatura y proteger así  las estructuras dentarios , coronas y/o obturaciones que  presenta la persona en boca .También se pueden utilizar fármacos relajantes musculares , ansiolíticos  e incluso técnicas de relajación..






8. ¿Qué es una plano de relajación?
Es un aparato confeccionado a medida de cada paciente, aunque también existen planos estándar de carácter temporal que pueden ser adquiridos en la farmacia, estos planos  provocan una relajación muscular, puesto que hace que aprietes menos y por lo mismo protege del desgaste a los dientes, ya que la resina con la que está confeccionada es más blanda que tus propios dientes y por eso no los desgasta.


EN LOS NIÑOS

Bruxismo .Acto de apretar o rechinar los dientes,  es frecuente en  los niños, este rechinar “genera un desgaste fisiológico en los dientes.

Existen dos tipos de bruxismo: Uno céntrico en el que sólo se aprietan los dientes y otro excéntrico, que es el que genera el ruido, porque hay un deslizamiento o frotamiento  de los dientes entre sí.

El bruxismo puede ser un acto consciente o inconsciente, surgir durante el día  o  la noche, lo más frecuente es el bruxismo nocturno, produciendo un sonido característico.

Impresiona y preocupa a los padres el  escuchar el ruido que hace el niño al bruxar porque piensan que se pueden fracturar los dientes, pero esto en la práctica, no es habitual”,

Indicaciones básicas 

-Disminuir la actividad física y mental antes de dormir, 
-Darles un baño tibio en la noche . 
-Leerles un cuento antes de dormir e intentar generar un clima de tranquilidad antes de dormir.. -Evitar  que se duerman viendo películas, vídeo juegos o usando el  celular . 
-Por último, si le escuchan rechinar los dientes en la noche cámbienlo de postura y observen si el ruido cede. Algunas de estas indicaciones nos sirven a todos.
 
Causas por las que se podría genera el bruxismo en los niños

 
·         -- Respuesta a la tensión nerviosa,
Situaciones que produce ansiedad,tales como el inicio de la etapa preescolar o escolar, el nacimiento de un hermano u otras de diferente orden.
 
·         _Alteraciones de la mordida, “El l bruxismo infantil, a diferencia del adulto, no está considerado una patología, lo habitual es que desaparezca en forma espontánea con el crecimiento.
 
·         Alteraciones del  sueño, “El rechinar  es más intenso en la fase inicial del sueño y desaparece cuando están en sueño profundo”.

jueves, 13 de junio de 2019

¿QUE SON LAS CARIES? La caries es una enfermedad bacteriana que afecta los tejidos duros del diente. Avanza en profundidad y destruye progresivamente su estructura hasta comprometer la pulpa


CARIES

Las caries pareciesen ser que son como el destino, inexorable, sin embargo, hemos avanzado mucho en esto.
-Persona más informadas y comprometidas con su salud.
-Equipos de salud que ponen el acento en la prevención y que enfatizan el auto cuidado.
-Programas permanentes de educación en colegios.
-Fluoración de los abastecimientos de aguas de toda la población.

¿QUE SON LAS CARIES?

La caries es una enfermedad bacteriana que afecta los tejidos duros del diente. Avanza en profundidad y destruye progresivamente su estructura hasta comprometer la pulpa



Esto se puede prevenir
¿Cómo?
Con medidas de auto cuidado.
Ellas son de bajo costo y lo mejor podemos realizar nosotros mismos, cepillándolos después de las comidas, usando seda dental y promoviendo actitudes saludables en nuestros hijos, sí son pequeños cepillarnos los dientes con ellos y consultar precozmente al dentista, para sesiones de instrucción de higiene, flúor o sellante, que son acciones simples, pero de alto impacto y que nos permiten conservar nuestra salud bucal o la de nuestros hijos.
Hoy mas que nunca, disponemos de abundante información acerca de la importancia de la dieta en nuestra salud, los alimentos están rotulados indicando sus componentes, sean estos grasas carbohidratos o su contenido en sodio, sin profundizar más elijamos para nosotros y la familia dietas saludables y dentro de lo posible incorporar frutas y verduras en nuestros almuerzos y en la colación de los escolares.
Nuestra salud es tarea de todos, más vale prevenir que curar y es mas barato prevenir que curar.
Que hace el equipo de Salud
Informa, realiza instrucción de higiene oral, con énfasis en los niños, sin embargo, los adultos muchas veces requerimos que nos refresquen algunas de estas ideas, acciones de protección ya mencionadas como sellante y aplicación de flúor tópico.
Una medida de salud publica de alto impacto es la fluoración de los abastecimientos de agua potable, esto ha significado reducciones importantes de la incidencia de caries en la población.
Prevención, control periódico menos caries, y caries de menor envergadura, disminución de los costos y por lo tanto acciones más simple, menos temor al dentista.
Comunidad informada, personas pro activas suben las posibilidades de mantener una vida saludable.
Muchas veces a pesar de todo, La salud de se ve afectada

 





Para ello ,debemos intervenir en distintas etapas, ya no para preservar la salud, sino para recuperar o devolver la función o la estética de la estructura dentaria.



jueves, 9 de mayo de 2019

 CAPITULO EJERCICIO LIBERAL
JUEVES 9 de Mayo 2019

Estimados Colegas: Este jueves 9  de Mayo a las 20:30 horas, tendremos reunión de directiva capitular ,motivo por el cual no tendremos reunión ampliada con el objeto de programar la actividad del Capitulo,inquietudes o aportes los puedes hacer llegar por intermedio de este mismo medio,
Parte de nuestra conversación de hoy
  • Reforma tributaria y Devolución de impuestos y como nos afecta a los Dentistas
  • Varios
Tu opinión nos importa!!!
Directorio Capitular

lunes, 25 de febrero de 2019

FALLO JUDICIAL ANULA LAS ELECCIONES DEL COLEGIO DE CIRUJANO DENTISTAS,REALIZADAS ESTAS LOS DÍAS 24,25 Y 26 DE MAYO DE 2018,POR LO TANTO TODO LO OBRADO POR ESTA DIRECTIVA ES NULO.

Estimados Colegas
 
A solicitud de varios de ustedes, que han pedido aclaración sobre la nulidad e ilegalidad del llamado a elecciones hecho por una “Directiva usurpadora” del Colegio, es posible  enviar si lo requieren  los documentos , los fallos judiciales frente al tema de la anulación de las elecciones del Colegio, realizadas los días 24, 25 y 26 de Mayo de 2018, va aquí un relato ordenado cronológicamente de los hechos:
 
  1. (4 de Julio 2018) el Dr. Braulio Contador hizo llegar un escrito al Honorable Consejo Nacional haciendo ver la irregularidad en la elección de tres Consejeros Nacionales, quienes habían sido electos para un tercer período consecutivo, cuestión que lo prohíbe explícitamente  el artículo 16 de los Estatutos vigentes. El Consejo Nacional se declaró incompetente para pronunciarse, sugiriéndole que debía acudir a instancias superiores, El Dr. Braulio Contador envío el mismo escrito al Tribunal de Ética Nacional, quien tampoco se pronunció.
  2. Cuando nos enteramos que la Directiva electa presidida por el Dr. Rolando Danyau estaba tratando de legitimar la elección en el Segundo Tribunal Electoral, el Dr. Contador puso un téngase presente en dicho tribunal.
  3. (24 de Octubre 2018) El Segundo Tribunal Electoral dio la razón al Dr. Braulio Contador y por votación unánime, no sólo destituyó a los tres consejeros irregulares, sino que anuló todo el proceso eleccionario , dejando al Consejo Nacional con siete miembros, lo que lo imposibilita de poder sesionar (ya que requiere mayoría absoluta de sus integrantes 8 de 15).
  4. (19 Noviembre 2018) El abogado del Colegio Sr. Roberto Lagos E. recurre al Tribunal de reposición, la cual es rechazada por voto inánime de los integrantes del Segundo Tribunal Electoral.
  5. El abogado del Colegio Sr. Roberto lagos E. recurre de apelación al Tribunal Nacional Electoral, donde además reconoce que hay tres consejeros más entre los siete no destituídos, que están en el mismo pecado de los tres eliminados, Dra, María Eugenia Valle, Dr. Juan Garrido y Dr. Milton 
  6. (8 de Enero 2019) El Tribunal Calificador de Elecciones ratifica sentencia del Segundo Tribunal Electoral por votación unánime se sus miembros. Es importante recalcar que todos sus integrantes son Ministros de la Corte Suprema de Justicia 
  7. (24 de Enero 2019) El abogado del Colegio Sr. Roberto Lagos E. presenta una tesis al Segundo Tribunal Electoral donde solicita se extienda el mandato de los Consejeros vigentes antes de la elección, tesis que es rechazada en forma unánime con un rotundo “no ha lugar” 
 
Por todo lo anteriormente expuesto, es que la citación realizada por el Dr. Jaime Acuña D. (arrogándose la calidad de Presidente del Colegio) y el Dr. Mauricio Rosenberg (arrogándose la calidad de Secretario General), citando al Consejo Nacional vigente antes de la elección, es ilegal y un desacato al fallo de un Tribunal de Justicia. Por tanto el denominado “Consejo Nacional Extraordinario 667” es ilegal y todos sus acuerdos, tanto el llamado a elecciones como la fijación de fechas de las mismas es NULO, SIN VALIDEZ ALGUNA..
 
El desacato al fallo de un Tribunal es un delito, que eventualmente podría representar penas de cárcel para los infractores. Yo me pregunto ¿Qué motiva a estos colegas a cometer delitos para mantenerse en el poder? ¿Cuál es la verdadera motivación para aferrarse a sus cargos de esta manera?
 
Un abrazo
 
Dr. Sergio Cousiño M.
Presidente Capítulo Ejercicio Liberal 

martes, 12 de febrero de 2019

Redacción ACI Prensa El Papa Francisco pronunció un importante discurso en el Encuentro Interreligioso celebrado este lunes 4 de febrero en Abu Dhabi, Emiratos Árabes Unidos, donde el Santo Padre se encuentra de viaje apostólico. El discurso del Pontífice está llamado a convertirse en una brújula que guíe los pasos que se den a partir de ahora en el diálogo interreligioso.


Su Santidad Francisco hizo un llamado a la fraternidad entre religiones, a cuidar la familia humana y a sostener una relación interreligiosa basada en la educación y en la justicia donde la oración tenga un papel esencial.
Además, el Obispo de Roma volvió a rechazar con especial firmeza todo extremismo religioso y toda violencia ejercida en nombre de Dios. “En el nombre de Dios Creador, hay que condenar sin vacilación toda forma de violencia, porque usar el nombre de Dios para justificar el odio y la violencia contra el hermano es una grave profanación. No hay violencia que encuentre justificación en la religión”.
A continuación, el texto completo del discurso pronunciado por el Papa Francisco:
Al Salamò Alaikum! La paz esté con vosotros.
Agradezco sinceramente a Su Alteza el Jeque Mohammed bin Zayed Al Nahyan y al Dr. Ahmad Al-Tayyib, Gran Imán de Al-Azhar, por sus palabras. Doy las gracias al Consejo de los Ancianos por el encuentro que acabamos de tener en la Mezquita Sheikh Zayed.
Saludo cordialmente a las autoridades civiles y religiosas y al cuerpo diplomático. Permítanme además un sincero agradecimiento por la cálida bienvenida que nos han dispensado a mí y a mi delegación.
También doy las gracias a todas las personas que contribuyeron a hacer posible este viaje y que han trabajado en este evento con dedicación, entusiasmo y profesionalidad: a los organizadores, al personal de Protocolo, al de Seguridad y a todos aquellos que “entre bambalinas” han colaborado de diversas maneras. Agradezco de forma especial al señor Mohamed Abdel Salam, exconsejero del Gran Imán.
Desde vuestra patria me dirijo a todos los países de la Península, a quienes deseo enviarles mi más cordial saludo, con amistad y aprecio. Con gratitud al Señor, en el octavo centenario del encuentro entre san Francisco de Asís y el sultán al-Malik al-Kāmil, he aceptado la ocasión para venir aquí como un creyente sediento de paz, como un hermano que busca la paz con los hermanos. Querer la paz, promover la paz, ser instrumentos de paz: estamos aquí para esto.
El logo de este viaje representa una paloma con una rama de olivo. Es una imagen que recuerda la historia del diluvio universal, presente en diferentes tradiciones religiosas. De acuerdo con la narración bíblica, para preservar a la humanidad de la destrucción, Dios le pide a Noé que entre en el arca con su familia. También hoy, en nombre de Dios, para salvaguardar la paz, necesitamos entrar juntos como una misma familia en un arca que pueda navegar por los mares tormentosos del mundo: el arca de la fraternidad.
El punto de partida es reconocer que Dios está en el origen de la familia humana. Él, que es el Creador de todo y de todos, quiere que vivamos como hermanos y hermanas, habitando en la casa común de la creación que él nos ha dado. Aquí, en las raíces de nuestra humanidad común, se fundamenta la fraternidad como una «vocación contenida en el plan creador de Dios». Nos dice que todos tenemos la misma dignidad y que nadie puede ser amo o esclavo de los demás.
No se puede honrar al Creador sin preservar el carácter sagrado de toda persona y de cada vida humana: todos son igualmente valiosos a los ojos de Dios. Porque él no mira a la familia humana con una mirada de preferencia que excluye, sino con una mirada benevolente que incluye. Por lo tanto, reconocer los mismos derechos a todo ser humano es glorificar el nombre de Dios en la tierra. Por lo tanto, en el nombre de Dios Creador, hay que condenar sin vacilación toda forma de violencia, porque usar el nombre de Dios para justificar el odio y la violencia contra el hermano es una grave profanación. No hay violencia que encuentre justificación en la religión.
El enemigo de la fraternidad es el individualismo, que se traduce en la voluntad de afirmarse a sí mismo y al propio grupo por encima de los demás. Es una insidia que amenaza a todos los aspectos de la vida, incluso la prerrogativa más alta e innata del hombre, es decir, la apertura a la trascendencia y a la religiosidad.
La verdadera religiosidad consiste en amar a Dios con todo nuestro corazón y al prójimo como a nosotros mismos. Por lo tanto, la conducta religiosa debe ser purificada continuamente de la tentación recurrente de juzgar a los demás como enemigos y adversarios. Todo credo está llamado a superar la brecha entre amigos y enemigos, para asumir la perspectiva del Cielo, que abraza a los hombres sin privilegios ni discriminaciones.
Por eso, quisiera expresar mi aprecio por el compromiso con que este país tolera y garantiza la libertad de culto, oponiéndose al extremismo y al odio. De esta manera, al mismo tiempo que se promueve la libertad fundamental de profesar la propia fe, que es una exigencia intrínseca para la realización del hombre, también se vigila para que la religión no sea instrumentalizada y corra el peligro, al admitir la violencia y el terrorismo, de negarse a sí misma.
La fraternidad ciertamente «expresa también la multiplicidad y diferencia que hay entre los hermanos, si bien unidos por el nacimiento y por la misma naturaleza y dignidad». Su expresión es la pluralidad religiosa.
En este contexto, la actitud correcta no es la uniformidad forzada ni el sincretismo conciliatorio: lo que estamos llamados a hacer, como creyentes, es comprometernos con la misma dignidad de todos, en nombre del Misericordioso que nos creó y en cuyo nombre se debe buscar la recomposición de los contrastes y la fraternidad en la diversidad. Aquí me gustaría reafirmar la convicción de la Iglesia Católica: «No podemos invocar a Dios, Padre de todos, si nos negamos a conducirnos fraternalmente con algunos hombres, creados a imagen de Dios».
Sin embargo, se nos presentan varias cuestiones: ¿Cómo protegernos mutuamente en la única familia humana? ¿Cómo alimentar una fraternidad no teórica que se traduzca en auténtica fraternidad? ¿Cómo hacer para que prevalezca la inclusión del otro sobre la exclusión en nombre de la propia pertenencia de cada uno? ¿Cómo pueden las religiones, en definitiva, ser canales de fraternidad en lugar de barreras de separación?
La familia humana y la valentía de la alteridad
Si creemos en la existencia de la familia humana, se deduce que esta, en sí misma, debe ser protegida. Como en todas las familias, esto ocurre principalmente a través de un diálogo cotidiano y efectivo. Presupone la propia identidad, de la que no se debe abdicar para complacer al otro. Pero, al mismo tiempo, pide la valentía de la alteridad, que implica el pleno reconocimiento del otro y de su libertad, y el consiguiente compromiso de empeñarme para que sus derechos fundamentales sean siempre respetados por todos y en todas partes. Porque sin libertad ya no somos hijos de la familia humana, sino esclavos. De entre las libertades me gustaría destacar la religiosa. Esta no se limita solo a la libertad de culto, sino que ve en el otro a un verdadero hermano, un hijo de mi propia humanidad que Dios deja libre y que, por tanto, ninguna institución humana puede forzar, ni siquiera en su nombre.
Diálogo y oración
La valentía de la alteridad es el alma del diálogo, que se basa en la sinceridad de las intenciones. El diálogo está de hecho amenazado por la simulación, que aumenta la distancia y la sospecha: no se puede proclamar la fraternidad y después actuar en la dirección opuesta. Según un escritor moderno, «quien se miente a sí mismo y escucha sus propias mentiras, llega al punto en el que ya no puede distinguir la verdad, ni dentro de sí mismo ni a su alrededor, y así comienza a no tener ya estima ni de sí mismo ni de los demás».
Para todo esto la oración es indispensable: mientras encarna la valentía de la alteridad con respecto a Dios, en la sinceridad de la intención, purifica el corazón del replegarse en sí mismo. La oración hecha con el corazón es regeneradora de fraternidad. Por eso, «en lo referente al futuro del diálogo interreligioso, la primera cosa que debemos hacer es rezar. Y rezar los unos por los otros: ¡somos hermanos! Sin el Señor, nada es posible; con él, ¡todo se vuelve posible! Que nuestra oración —cada uno según la propia tradición— pueda adherirse plenamente a la voluntad de Dios, quien desea que todos los hombres se reconozcan hermanos y vivan como tal, formando la gran familia humana en la armonía de la diversidad».
No hay alternativa: o construimos el futuro juntos o no habrá futuro. Las religiones, de modo especial, no pueden renunciar a la tarea urgente de construir puentes entre los pueblos y las culturas. Ha llegado el momento de que las religiones se empeñen más activamente, con valor y audacia, con sinceridad, en ayudar a la familia humana a madurar la capacidad de reconciliación, la visión de esperanza y los itinerarios concretos de paz.
La educación y la justicia
Volvemos entonces a la imagen inicial de la paloma de la paz. También la paz para volar necesita alas que la sostengan. Las alas de la educación y la justicia.
Educar —en latín significa extraer, sacar— es descubrir los preciosos recursos del alma. Es confortador observar que en este país no solo se invierte en la extracción de los recursos de la tierra, sino también en los del corazón, en la educación de los jóvenes. Es un compromiso que espero continúe y se extienda a otros lugares.
También la educación acontece en la relación, en la reciprocidad. Junto a la famosa máxima antigua “conócete a ti mismo”, debemos colocar “conoce a tu hermano”: su historia, su cultura y su fe, porque no hay un verdadero conocimiento de sí mismo sin el otro. Como hombres, y más aún como hermanos, recordémonos que nada de lo que es humano nos puede ser extraño. Es importante para el futuro formar identidades abiertas, capaces de superar la tentación de replegarse sobre sí mismos y volverse rígidos.
Invertir en cultura ayuda a que disminuya el odio y aumente la civilización y la prosperidad. La educación y la violencia son inversamente proporcionales. Las instituciones católicas —muy apreciadas en este país y en la región— promueven dicha educación para la paz y el entendimiento mutuo para prevenir la violencia.
Los jóvenes, rodeados con frecuencia por mensajes negativos y noticias falsas, deben aprender a no rendirse a las seducciones del materialismo, del odio y de los prejuicios; aprender a reaccionar ante la injusticia y también ante las experiencias dolorosas del pasado; aprender a defender los derechos de los demás con el mismo vigor con el que defienden sus derechos.
Un día ellos nos juzgarán: bien, si les hemos dado bases sólidas para crear nuevos encuentros de civilización; mal, si les hemos proporcionado solo espejismos y la desolada perspectiva de conflictos perjudiciales de incivilidad.
La justicia es la segunda ala de la paz, que a menudo no se ve amenazada por episodios individuales, sino que es devorada lentamente por el cáncer de la injusticia.
Por lo tanto, uno no puede creer en Dios y no tratar de vivir la justicia con todos, de acuerdo con la regla de oro: «Todo lo que queráis que haga la gente con vosotros, hacedlo vosotros con ella; pues esta es la Ley y los Profetas» (Mt 7,12).
¡La paz y la justicia son inseparables! El profeta Isaías dice: «La obra de la justicia será la paz» (32,17). La paz muere cuando se divorcia de la justicia, pero la justicia es falsa si no es universal. Una justicia dirigida solo a miembros de la propia familia, compatriotas, creyentes de la misma fe es una justicia que cojea, es una injusticia disfrazada.
Las religiones tienen también la tarea de recordar que la codicia del beneficio vuelve el corazón inerte y que las leyes del mercado actual, que exigen todo y de forma inmediata, no favorecen el encuentro, el diálogo, la familia, las dimensiones esenciales de la vida que necesitan de tiempo y paciencia. Que las religiones sean la voz de los últimos, que no son estadísticas sino hermanos, y estén del lado de los pobres; que vigilen como centinelas de fraternidad en la noche del conflicto, que sean referencia solícita para que la humanidad no cierre los ojos ante las injusticias y nunca se resigne ante los innumerables dramas en el mundo.
El desierto que florece
Después de haber hablado de la fraternidad como arca de paz, me gustaría inspirarme en una segunda imagen, la del desierto que nos rodea.
Aquí, en pocos años, con visión de futuro y sabiduría, el desierto se ha transformado en un lugar próspero y hospitalario; el desierto ha pasado de ser un obstáculo intransitable e inaccesible a un lugar de encuentro entre culturas y religiones. Aquí el desierto ha florecido, no solo por unos pocos días al año, sino para muchos años venideros.
Este país, en el que la arena y los rascacielos se dan la mano, sigue siendo una importante encrucijada entre el Occidente y el Oriente, entre el Norte y el Sur del planeta, un lugar de desarrollo, donde los espacios, en otro tiempo inhóspitos, ofrecen puestos de trabajo para personas de diversas naciones.
Sin embargo, el desarrollo tiene también sus adversarios. Y si el enemigo de la fraternidad era el individualismo, me gustaría señalar a la indiferencia como un obstáculo para el desarrollo, que termina convirtiendo las realidades florecientes en tierras desiertas.
De hecho, un desarrollo meramente utilitario no ofrece un progreso real y duradero. Solo un desarrollo integral e integrador favorece un futuro digno del hombre. La indiferencia impide ver a la comunidad humana más allá de las ganancias y al hermano más allá del trabajo que realiza. La indiferencia no mira hacia el futuro; no le interesa el futuro de la creación, no le importa la dignidad del forastero y el futuro de los niños.
En este contexto, me alegro de que, en el pasado mes de noviembre, haya tenido lugar aquí en Abu Dhabi el primer Foro de la Alianza Interreligiosa para Comunidades más seguras, sobre el tema de la dignidad del niño en la era digital.
Este evento acogió el mensaje publicado un año antes en Roma en el Congreso Internacional sobre el mismo tema, al que le di todo mi apoyo y aliento. Por lo tanto, agradezco a todos los líderes comprometidos en este ámbito y les aseguro mi apoyo, solidaridad y colaboración, como también la de la Iglesia Católica, en esta causa importante de la protección de los menores en todos sus aspectos.
Aquí, en el desierto, se ha abierto un camino de desarrollo fecundo que, a partir del trabajo, ofrece esperanzas a muchas personas de diferentes pueblos, culturas y credos. Entre ellos, también muchos cristianos, cuya presencia en la región se remonta a siglos atrás, han encontrado oportunidades y han contribuido de manera significativa al crecimiento y bienestar del país.
Además de las habilidades profesionales, os brindan la autenticidad de su fe. El respeto y la tolerancia que encuentran, así como los lugares de culto necesarios donde rezan, les permiten esa maduración espiritual que luego beneficia a toda la sociedad. Los animo a que continúen en este camino, para que aquellos que viven o están de paso preserven no solo la imagen de las grandes obras construidas en el desierto, sino también de una nación que incluye y abarca a todos.
En este mismo espíritu deseo que, no solo aquí, sino en toda la amada y neurálgica región de Oriente Medio, haya oportunidades concretas de encuentro: una sociedad donde personas de diferentes religiones tengan el mismo derecho de ciudadanía y donde solo se le quite ese derecho a la violencia, en todas sus formas.
Una convivencia fraterna basada en la educación y la justicia; un desarrollo humano, construido sobre la inclusión acogedora y sobre los derechos de todos: estas son semillas de paz, que las religiones están llamadas a hacer brotar.
A ellos les corresponde, quizás como nunca antes, en esta delicada situación histórica, una tarea que ya no puede posponerse: contribuir activamente a la desmilitarización del corazón del hombre. La carrera armamentística, la extensión de sus zonas de influencia, las políticas agresivas en detrimento de lo demás nunca traerán estabilidad. La guerra no sabe crear nada más que miseria, las armas nada más que muerte.
La fraternidad humana nos exige, como representantes de las religiones, el deber de desterrar todos los matices de aprobación de la palabra guerra. Devolvámosla a su miserable crudeza. Ante nuestros ojos están sus nefastas consecuencias. Estoy pensando de modo particular en Yemen, Siria, Irak y Libia. Juntos, hermanos de la única familia humana querida por Dios, comprometámonos contra la lógica del poder armado, contra la mercantilización de las relaciones, los armamentos de las fronteras, el levantamiento de muros, el amordazamiento de los pobres; a todo esto nos oponemos con el dulce poder de la oración y con el empeño diario del diálogo.
Que nuestro estar juntos hoy sea un mensaje de confianza, un estímulo para todos los hombres de buena voluntad, para que no se rindan a los diluvios de la violencia y la desertificación del altruismo. Dios está con el hombre que busca la paz. Y desde el cielo bendice cada paso que, en este camino, se realiza en la tierra.